✅ Cómo reparar la cisterna del baño paso a paso | Reparaciones Gerpi Saltar al contenido

Cómo reparar la cisterna del baño paso a paso

La cisterna del baño cumple una función totalmente necesaria en el hogar, ¿verdad?. Todos hemos sufrido alguna vez esa sensación de tirar de la cadena o pulsar el botón y que, de repente, no funcione. ¡Socorro!

Aunque estén diseñadas para ser un mecanismo resistente, es normal que algunas piezas se deterioren o se estropeen con el paso del tiempo. Y si lo piensas, tiene toda su lógica teniendo en cuenta que vive en contacto con el agua, le damos un uso considerable a diario y no nos vamos a engañar, soporta pulsaciones que a veces no son muy pacientes o correctas.

Todo esto hace que tarde o temprano, la cisterna acabe por estropearse. Hay que aceptarlo y que no cunda el pánico. En Reparaciones Gerpi vamos a enseñarte cómo enfrentarte a este suceso tú mismo. 

¡Sigue leyendo!

Averías más comunes de las cisternas

En primer lugar, vamos a ver cúal es el problema. ¿La cisterna pierde agua? ¿Hay una grieta en el depósito de agua? ¿La válvula de descarga falla?

Tranquilo, a continuación te indicamos paso por paso como solucionar las averías habituales en las cisternas.

Mi cisterna pierde agua

Si ves que no para de soltar agua y se llena parcialmente, tenemos que revisar la junta de la válvula de descarga. 

¡Sigue los siguientes pasos!

1 Corta la llave de paso del baño, para que no siga entrando agua en el mecanismo.

2 Pulsa el botón de descarga para vaciar el contenido totalmente. 

3 Saca el tirador de descarga y después, la tapa de la cisterna con cuidado de que no se rompa. Es una pieza que suele pesar mucho. Si no puedes, pide ayuda y colócala en un sitio lo suficientemente alejado para que no te interrumpa la zona de trabajo.

4 Ahora gira la válvula de descarga hasta desenroscarla. 

5 Comprueba la junta de estanqueidad, cuya función es bloquear el agua cuando sale hacia el inodoro por la presión de su propio peso. Es un material elástico que puede rasgarse y deteriorarse. 

Si es el caso, puedes sustituirla por una nueva.

6 Una vez montes la válvula en su lugar, abre la llave del agua y espera a que se llene de nuevo la cisterna. 

7 Si el problema no se ha solucionado, entonces tendrás que sustituir el descargador y comprobar que funciona. 

Mi cisterna se llena pero no funciona

En este caso, la avería se encuentra en el grifo flotador. ¡Toma nota!

1 Puede que tengas suerte y sólo haya que regular el nivel de llenado. Cada modelo es diferente, pero se suele modificar mediante un tornillo o tuerca de plástico que marca la altura exacta de llenado.

2 Si el agua continúa entrando, hay que cerrar la llave de paso del agua que tengas en el baño y desmontar el grifo flotador.

3 Ahora tienes que sustituir la válvula de goma por otra, ya que con el paso del tiempo, el agua y la suciedad que se genera ahí dentro, hace que no cumpla su función de sellado y se vuelva rígida.

4 Monta de nuevo el grifo, ajusta la altura de llenado, abre la llave de paso y comprueba que funciona correctamente.

Si tu problema persiste, o no lo tienes del todo claro, ¡no pierdas los nervios! siempre puedes contactar con un técnico profesional o con tu fontanero de confianza, ya que puede ser que haya que cambiar el mecanismo completo. De esta forma, también puedes quedarte más tranquilo y asegurarte de que se queda revisado al 100%. 

¡Llámanos!